Cómo envejecer la pintura
Aunque en la mayoría de nuestros consejos y manualidades de bricolaje te explicamos cómo mantener nuevas y en perfecto estado determinadas superficies y muebles de tu hogar, en nuestro artículo de hoy te explicaremos unos sencillos y eficaces trucos para lograr el efecto contrario, es decir para envejecer nuestra pintura.

Una técnica mucho más fácil de realizar de lo que imaginas, y que está al alcance de cualquiera de nuestros lectores, tanto los más experimentados, como los simples aficionados. Así que toma buena nota de los consejos que explicamos a continuación, para poner en práctica una técnica decorativa que puedes aplicar en cualquier manualidad o tarea de bricolaje.

Lo primero será pasar un papel de lija por toda la superficie para conseguir un acabado lo más uniforme posible. A continuación podrás extender una capa de pintura acrílica con ayuda de un rodillo o brocha, lo que más cómodo te resulte, y después podrás aplicar un poco de cera sobre los bordes y en todas aquellas zonas donde quieras crear un efecto envejecido.

Una vez que la pintura se haya secado por completo, tendrás que pasar un papel de lija para levantar la pintura que esté mal adherida. A continuación tendrás que volver a aplicar la cera, que puedes teñir para lograr un efecto más decorativo.

Una técnica fácil y rápida que cualquier persona puede realizar. El único secreto para conseguir un buen resultado, y muy profesional, es utilizar materiales y herramientas de gran calidad, seguir al pie de la letra todos los consejos que te explicamos en nuestro artículo de hoy, y por supuesto, practicar hasta conseguir una bonita decoración.

Como en la mayoría de manualidades, lo más importante es la experiencia. Así que deja volar tu imaginación y prueba con las ideas que se te pasen por la cabeza.