Cómo limpiar las manchas de óxido en el inodoro
¿A quién le gusta limpiar un cuarto de baño? Realmente es una zona que no nos gusta limpiar pero que debemos tener más limpia que en cualquier otra zona de la casa, por eso toca remangarse y limpiar todas las semanas de forma profunda. Aunque realmente un cuarto de baño es bastante pequeño y cuando se limpia los gases tóxicos de los productos de limpieza pueden ser bastante molestos.

Las manchas de óxido en el inodoro o en la bañera (que pueden aparecer con rayas verdes o marrones) no son causadas por algo que tú estés haciendo mal cuando limpias, ni mucho menos. Simplemente es por culpa del agua y de la cal. Significa que el calcio, la cal, el magnesio y el hierro que se encuentran de forma natural en el agua se adhieren a todas las superficies que encuentran.

Cómo se crean las manchas

Las manchas de color marrón que te puedes encontrar debajo de los grifos o en el inodoro aparecen cuando el hierro se mezcla con el aire. Las manchas verdes y también marrones que salen en la taza del baño suelen ser por una acumulación de cal. La cala cuando se evapora deja los minerales que se convierten en esas horribles manchas al secarse junto con las partículas de suciedad.

Limpiarlo lo antes posible

Estas manchas se puede limpiar con facilidad siempre y cuando no las dejes acumularse demasiado tiempo, por eso es necesario que las limpies lo antes posible en cuanto veas que se están empezando a formarse. Para deshacerte de estas manchas es necesario que tengas en cuenta algún tipo de remedio casero como el vinagre de sidra de manzana o el vinagre blanco.

Cómo limpiar las manchas de óxido en el inodoro

Consejos para limpiar las manchas de óxido en el inodoro

Lo primero que tendrás que hacer para quitar estas manchas de tu inodoro es cerrar el agua principal que está ubicado detrás del inodoro. Después tendrás que quitar con un cubo toda el agua que puedas de la taza del inodoro, aunque es necesario que dejes una poca para poder limpiarlo mejor. Si usas un cepillo recuerda no hacerlo con uno que tenga cerdas de nylon porque podrías dañar la porcelana del inodoro. Incluso podrías optar mejor por el uso de una piedra pómez que es ligeramente abrasivo pero no lo suficiente como para estropear la porcelana. A continuación usa el siguiente remedio casero para evitar los productos químicos:

– El vinagre y el bicarbonato de sodio. Tendrás que echar 2 tazas de vinagre en la taza del inodoro y un poco de polvos de bicarbonato de sodio. Agita la solución con tu cepillo durante unos minutos y déjalo reposar durante otros 15. Después frota las manchas con el cepillo o la piedra pómez. Si ves que no lo quita del todo puedes añadir un poco de zumo de limón y repetir el proceso de limpieza.