Cómo limpiar muebles de cocina
Por una cuestión de seguridad, por higiene, por decoración y también para conseguir que nuestros muebles de la cocina resistan durante mucho más tiempo… No te pierdas los consejos que te ofrecemos hoy.

Unos trucos que están al alcance de todas las personas y también de todos los bolsillos. En Bricomanias te ayudamos a limpiar los muebles de la cocina para que brillen como el primer día.

Utiliza productos especiales

Cada tipo de mueble y también cada material tiene sus propias características y necesidades. Por lo tanto, asegúrate de escoger el producto de limpieza más adecuado para tus muebles. ¿Metal, madera, cristal…? Y no olvides tener en cuenta que en algunos materiales no conviene utilizar productos de limpieza demasiado agresivos.

Y para mantener nuestros muebles en buen estado, lo mejor es realizar una limpieza diaria y frecuente. De esta forma evitaremos que la suciedad, el polvo y la grasa se acumulen, y sean más difíciles de eliminar con el paso del tiempo.

La mejor forma de limpiar

Aunque no te lo creas, la forma de limpiar también es muy importante. Así que acuérdate de limpiar de arriba abajo, y por dentro y hacia fuera. De esta forma, no ensuciarás lo que acabas de limpiar hace un momento.

Cómo limpiar muebles de cocina

En Bricomanias también te recomendamos empezar limpiando las partes más sucias de tu cocina, que te llevarán más tiempo. Sin embargo, para aquellas zonas de la cocina que se ensucian con mucha facilidad, lo mejor es limpiar un poco cada día. Las zonas más problemáticas de la cocina suelen ser la campana extractora de humos y los muebles cerca de la zona de cocción.

Todos los rincones de la cocina

Para realizar toda esta limpieza, en Bricomanias te recomendamos utilizar un quitagrasas suave y ecológico, y un trapo de cocina que no raye superficies como el acero o la madera. Y si tu cocina es grande, no te olvides de pedir ayuda o bien realizar esta tarea en varios días.

Los muebles, las paredes, los azulejos, los electrodomésticos, los armarios, las encimeras, el frigorífico, el horno, el lavavajillas… Limpiar la cocina es un trabajo pesado, por eso la mejor solución es realizar un mantenimiento diario.

Y tú, ¿qué nos recomiendas?