Crea tu propio arte en casa
Para tener decoración artística en casa no es necesario que tengas que gastar una fortuna en obras de arte. Nunca me cansaré de repetir que el ingenio y la creatividad de las personas es mucho más importante que el dinero que te puedas gastar en una pieza decorativa. Lo que sí es cierto que en ocasiones las personas necesitan algo de inspiración para poder conseguir que el arte que llevan dentro de sí mismos salga al exterior.

Es mucho más reconfortante crear tu propio arte en casa para la decoración de tu hogar que comprarlo, por la sencilla razón de que lo habrás hecho tú mismo y podrás enseñarle a las personas que quieres que es algo que tus manos y tu creatividad han logrado hacer (no es necesario que les digas que has buscado inspiración en otros sitios). Sólo necesitarás activar tu imaginación, un poco de tiempo y algunos materiales de bajo costo… ¡la decoración de tu casa será mucho más fácil!

Cuñas de madera

Las cuñas de madera las puedes conseguir en cualquier tienda de marcos y quedarán estupendamente en una pared lisa. Puedes crearlo con cuñas de colores o con cuñas de madera, únicamente tendrás que buscar el lugar de colocarlas y poner una detrás de otra para crear diferentes efectos decorativos y de color. Si las pintas con un aerosol escoge los colores que mejor queden en la estancia donde quieras colocarlas.

Crea tu propio arte en casa

Combinación de elementos antiguos

Puedes crear una estupenda galería en poco tiempo con objetos decorativos. El truco es que te asegures de que comparten un denominador común como por ejemplo que tengan la misma forma o tamaños similares. El color puede ser diferente e incluso puedes pintar tú los objetos de nuevo para que encajen mejor unos al lado de los otros. Un ejemplo es crear en la pared una composición de cuadros, espejos u otros elementos que tengas por ejemplo, una forma redondeada.

En dos tonos

Unos materiales fáciles de conseguir puede ayudarte a crear una ilustración estupenda. Puedes coger una cartulina blanca, pegamento y colores en dos tonalidades. Pinta lo que quieras en la cartulina (lo ideal es crear composiciones abstractas con objetos como por ejemplo una cuerda manchada en pintura). Y después, cuando se haya secado, enmarca tu obra y cuélgalo en casa. ¡Quedará espectacular!

Como ves la imaginación te puede ayudar a conseguir decoraciones extraordinarias. Espero que leyendo estas ideas te hayas inspirado para poder crear cosas nuevas… ¡aunque sean totalmente diferentes! ¿Nos cuentas tus ideas nuevas?