Difusores de agua para disfrutar de un relajante baño
Los rociadores de agua consiguen proporcionar en la ducha momentos de paz después de una dura jornada laboral, disfrutando así de un relajante baño. Los difusores más modernos incorporan varios tipos de chorros que ayudan a descansar los músculos e incluso a activarlos. Los grifos pueden dirigirse hacia las zonas afectadas y calmar las tensiones, logrando estimular la circulación sanguínea.

Aunque pueda parecer algo poco importante, la distribución del agua es muy importante. En primer lugar debe ser homogénea, es decir tiene que salir con la misma fuerza por todos los jets o boquillas. En este sentido, los cabezales multifunción permiten elegir el tipo de caída del agua que puede ser en chorro, en cascada o incluso efecto de lluvia. En función del cabezal utilizado es posible conseguir distintos masajes, ya que la fuerza del agua varía, siendo más suave o intensa.

También debes considerar el tamaño del difusor, normalmente se opta por modelos grandes que generan un chorro mayor, y envuelve el cuerpo por completo y sin necesidad de dirigir el difusor. Muchos de estos rociadores incorporan incluso un sistema de ahorro de agua que consigue reducir el consumo hasta en un 30%. Lo que hacen estos aparatos es distribuir el agua de un modo más eficaz para minimizar el gasto.

Los hay de múltiples diseños, tales como la ducha gasificada, que con su forma de pera incorpora un rociador por el que caen gotas de agua de una forma muy suave. Otras funcionalidades de estos aparatos son sus diseños ergonómicos para agarrar la ducha del modo más cómodo posible. Son capaces incluso de mantener una agradable temperatura del agua. Incluso en temas de limpieza todos son ventajas, algunos tienen incorporado un sistema antical para facilitar la eliminación de este tipo de manchas. Disfruta de un placentero baño a cualquier hora del día, por la mañana o por la noche, cualquier momento es bueno para recibir un revitalizante masaje en todo el cuerpo.