Retirar los restos de pegamento de las alfombras
¿Has intentado eliminar los restos de pegamento de las alfombras? A simple vista puede parecer una de esas tareas fáciles de realizar, y sin embargo cuando nos ponemos manos a la obra nos damos cuenta de que en realidad es una labor más complicada de lo que en un principio habíamos imaginado. Para conseguir retirar el pegamento sin estropear ningún material puedes poner en práctica los siguientes trucos que te invito a descubrir hoy.

En primer lugar hay que distinguir si se trata de un pegamento blando o de los que se secan rápidamente. En el primer caso te aconsejo que comiences retirando los restos de pegamento con una toalla normal, y cuando quede tan sólo una pequeña cantidad adherida, pruebes a humedecer la superficie con agua tibia. A continuación tienes que ir secando la alfombra con ayuda de un secador de pelo hasta retirar por completo el pegamento.

En el segundo caso, es decir si la mancha ha sido provocada por un pegamento de secado rápido, tendrás que colocar un retazo de tela sobre los restos y golpear con un martillo hasta conseguir separar el pegamento en trozos pequeños. Una vez hecho esto, deberás retirar con un papel absorbente todos esos pequeños trozos, y en caso de que lo consideres necesario puedes recortar los pelos de la alfombra con mucho cuidado para no estropearla.

Estos dos sencillos trucos te ayudarán a retirar esas típicas manchas de pegamento que suelen estar presentes sobre todo en hogares con niños pequeños. Sin embargo, hay quien prefiere recurrir a disolventes o productos especiales para este tipo de tareas, aunque si llegara a ser realmente necesario siempre puedes llevar tu alfombra a un profesional. Pero como siempre, te invito a que trates de solucionar el problema por ti mismo y así te ahorrares algún dinero.