Tambor infantil con gomaespuma
Como en artículos anteriores, te invito a que dejes volar tu imaginación con una divertida manualidad infantil. La mejor manera de disfrutar de una entretenida tarde en compañía de los pequeños de la casa, y al mismo tiempo contribuyas con su educación y desarrollo intelectual.

En esta ocasión diseñaremos un divertido tambor que enseñará a los más jóvenes la importancia del reciclaje para proteger el medio ambiente, además de estimular sus dotes musicales, despertando una pasión dormida.

Los materiales que vas a necesitar son los siguientes: una lata de aluminio con tapa de plástico; fieltro; goma elástica; dos bolas pequeñas de gomaespuma; dos cartulinas o tela; hilos de lana; cola blanca y dos espigas de madera. Una vez que hayas reunido todos estos materiales, podrás empezar cubriendo toda la superficie de tu lata con la cartulina o tela del color que prefieras y con ayuda de la cola blanca.

Haz unas líneas diagonales con el hilo de lana, que deberás situar encima de la cartulina. A continuación pega el fieltro a la tapa con la cola blanca, y asegúralo con la goma elástica. El siguiente paso será poner la tira de fieltro sobre la goma, que deberá quedar oculta. Estamos muy cerca del final de nuestro original tambor infantil, ya que tan sólo falta diseñar las baquetas. Este paso es tan sencillo como pegar la gomaespuma en las espigas con la cola blanca y después cubrir el material con el hilo de lana.

Como te había prometido se trata de una manualidad muy fácil y rápida de realizar, aunque lo más importante es que requiere pocos y económicos materiales. Asimismo, permite un sinfín de alternativas de diseño, por lo que te aconsejo que no tengas miedo a probar todo tipo de ideas y deja que tus hijos también participen.