Trucos para limpiar vidrios
Si tienes vidrio en tu hogar y no sabes cómo limpiarlo, en nuestro artículo de hoy te explicamos unos cuantos consejos prácticos que te resultarán de gran utilidad. Unos trucos muy sencillos que están al alcance de cualquier persona y con los que conseguirás unos resultados muy profesionales, pero sin dejar en números rojos tu cuenta bancaria.

¿Quieres saber cómo? Pues coge lápiz y papel y toma buena nota. Para eliminar esas inevitables marcas de dedos en el vidrio, tendrás que preparar una mezcla a base de alcohol y agua. A continuación deberás aplicar esta mezcla con ayuda de un trapo y secar con papel de periódico.

Otro truco efectivo para limpiar vidrio muy sucio sin que se ralle consiste en mezclar la mitad de una cebolla con un poco de vinagre y agua tibia. El siguiente paso será limpiar el vidrio con esta mezcla y con un trapo seco, volviendo a secar la superficie con papel de periódico.

Como te habíamos prometido, dos sencillos y eficaces trucos que están al alcance de cualquier lector. No necesitarás comprar nada, ni tampoco ser un gran experto en estas cuestiones, tan sólo deberás reunir los materiales adecuados y ponerte manos a la obra con la tarea de hoy.

Aunque si te resulta más cómodo, siempre puedes adquirir productos especiales para la limpieza en profundidad de este tipo de materiales. Pregunta en tu tienda de bricolaje más cercana donde podrás escoger entre una amplia selección de productos de primeras marcas. Aunque nuestro consejo es que pruebes con estos sencillos consejos que te ayudarán a ahorrar en el hogar.

Una tarea fácil y entretenida, que seguro vuelves a poner en práctica más veces cuando descubras los magníficos resultados.