Colocar una cajonera suspendida
En nuestro artículo de hoy te explicamos cómo instalar una cajonera suspendida en cualquier estancia de tu hogar. Una actividad perfecta si no tenemos mucho espacio, que está al alcance de todos nuestros lectores y con la que únicamente necesitarás unos cuantos materiales y herramientas. ¿Comenzamos?

El primer paso será calcular la altura a la que queremos instalar la cajonera, utilizando un láser. Cuando tengas la medida exacta podrás hacer los orificios a tu cajonera con ayuda de un taladro de percusión y con una broca de widia del diámetro adecuado.

Limpia los orificios e introduce los tacos de nylon con ayuda de un martillo. Coloca el soporte metálico en la pared y fíjalo con sus correspondientes tirafondos. Para hacer este paso deberás utilizar una punta para atornillar, adecuada a las características de la cabeza del tirafondo.

Colocar una cajonera suspendida
Para terminar puedes insertar la cajonera en las varillas del soporte, y de esta forma quedará suspendida en tu pared. Y no te olvides de fijarla colocando también un par de tirafondos en la parte inferior del mueble.

Y si quieres un resultado todavía más decorativo, acuérdate de camuflar los tornillos utilizando unos tapones autoadhesivos. En pocos y sencillos pasos habrás conseguido decorar esa pared vacía de cualquier estancia de tu hogar y además aprovechar al máximo ese espacio.

Decora y personaliza tu cajonera

Una tarea fácil y rápida que únicamente requiere los materiales y herramientas adecuados que puedes conseguir en cualquier tienda de bricolaje. ¿Preparado/a para instalar tu cajonera? Encuentra el lugar perfecto y calcula bien el punto exacto en el que quieres colocar este artículo tan decorativo.

Y si quieres puedes personalizar tu cajonera con pintura y con plantillas decorativas. ¿Qué te parece nuestra propuesta de hoy?