Cómo cortar un espejo
Seguro que en más de una manualidad del hogar te has encontrado con la necesidad de cortar un espejo, para ajustarlo a una determinada superficie, pero no has sabido cómo realizar correctamente esta tarea. Si te encuentras en este dilema, en nuestro artículo de hoy saldrás de dudas, así que toma buena nota de todos los pasos que deberás realizar para lograr un espléndido resultado.

Lo primero de todo será tomar las medidas de la superficie en cuestión, y trasladarlas a nuestra manualidad. Para cortar un espejo necesitaremos protegernos con unos guantes especiales y adquirir una herramienta especial para este tipo de trabajos. Pero si lo que quieres es dar forma redonda a tu espejo, deberás emplear además un compás corta-vidrios.

Visita tu tienda de bricolaje para adquirir este producto y cuando te hayas equipado con todas las medidas de seguridad necesarias, podrás ajustar el compás a la superficie y fijar la ventosa. Antes de nada, es aconsejable asegurarse de que está bien colocado para evitar errores innecesarios una vez que hayamos cortado el cristal.

Con ayuda de una brocha tendrás que aplicar aguarrás sobre la zona que quieres cortar y después hacer la incisión. Golpea suavemente la parte inferior del círculo para abrir la línea de corte, y con unos alicates podrás retirar el trozo de cristal que ya no necesitas. Cuando hayas terminado, tendrás que repasar con una lijadora de grano fino todos los bordes para evitar hacerte daño.

Como te habíamos prometido al principio de nuestro artículo, se trata de una tarea muy sencilla y rápida que requiere pocos y fáciles pasos. Así que no tengas miedo de ponerte manos a la obra y probar tus habilidades, porque seguro que te sorprendes con los resultados.