Decora un recipiente con la técnica decoupage
Si tienes niños pequeños en casa y quieres disfrutar con ellos de vuestro tiempo libre, además de contribuir con su educación y estimular su creatividad, no te pierdas la manualidad que te proponemos hoy. Fácil, divertida y muy económica, es la forma perfecta de disfrutar de una aburrida tarde de domingo.

En esta ocasión te proponemos decorar un recipiente con la técnica del decoupage. ¿Quieres saber cómo? Pues no pierdas detalle de las claves que te proporcionamos a continuación.

Los materiales que vas a necesitar son los siguientes: un recipiente viejo de plástico, de vidrio o de cualquier otro material; papel decorativo con diferentes diseños; cola vinílica; tijeras; y pincel de espuma. Cuando lo tengas deberás empezar por limpiar bien tu recipiente para conseguir que el adhesivo funcione mejor.

Recicla materiales que no utilices

A continuación debes cortar pequeños retazos de papeles de diferentes diseños, sin importar que no sean todos de la misma forma y tamaño. Esparce la cola vinílica con el pincel y pega cada uno de los papeles en la superficie hasta cubrir por completo el recipiente.

Decora un recipiente con la técnica decoupage
Asegúrate de que no queda ningún espacio sin cubrir y después distribuye una fina capa de cola por todo el recipiente. Espera el tiempo recomendado por el fabricante en el envase para asegurarte de que la cola está completamente seca.

Personaliza con detalles infantiles

El siguiente paso será dar la vuelta al recipiente para poder decorar también la parte inferior. Repite de nuevo todos los pasos anteriores y después podrás empezar a utilizar tu recipiente, decorando cualquier rincón de vuestro hogar o de la habitación de los más pequeños de la casa.

Y no te olvides de personalizar el diseño con motivos infantiles de algún personaje de dibujos animados.