Originales candelabros con vasos
En la manualidad de hoy te invitamos a diseñar unos originales candelabros, sin gastar mucho dinero y de una manera muy ingeniosa y divertida. Una tarea perfecta para esas tardes de domingo en pleno invierno, en las que el frío y la lluvia invitan a quedarse en casa, para disfrutar de la compañía de nuestros seres queridos.

Para esos desapacibles días, nada mejor que una entretenida manualidad que puedes realizar en familia, con pocos y baratos materiales. En esta ocasión os proponemos diseñar unos candelabros de colores con vasos de vidrio, así que toma nota de todo lo que necesitarás: vasos de vidrio; papel de seda; tijeras; pegamento; vela; y arena.

Lo primero de todo será cortar varios trozos de papel de distintos colores, con los que ir decorando nuestro vaso. El diseño es totalmente libre, así que puedes poner en práctica todas las ideas y combinaciones que se te pasen por la cabeza, e incluso añadir los adornos que desees.

Originales candelabros con vasos
Una vez que hayas forrado por completo tu vaso, con ayuda del papel de seda y de la cola de carpintero, podrás colocar dentro la vela. Como te habíamos prometido se trata de una tarea muy sencilla, rápida y barata, con la que lograrás unos extraordinarios resultados.

Aunque lo mejor de todo es que se trata de una manualidad muy versátil, con la que podrás poner en práctica infinidad de ideas decorativas. Puedes realizar esta actividad con los más pequeños de la casa, para contribuir al aprendizaje de los más jóvenes y al mismo tiempo disfrutar de su compañía. Pero no olvides supervisar su trabajo, con el fin de evitar disgustos innecesarios.

Así que ponte manos a la obra y empieza a decorar tus vasos con fotografías familiares para un toque especial al candelabro, con abalorios, lazos, piedras o conchas marinas, entre otras muchas ideas más.